martes, 21 de diciembre de 2010

Empanaditas

La morcilla acaba de ser padre.

Después de años de intensa misoginia, decidió unirse a una empanada de carne de cerdo con provolone.

Fruto de esta conjugación empanaderil han sido las Empanaditas: Trifulca, Batallín, Contienda y Guerrada.

Bellas y únicas; en su efeba cocción está la verdadera inocencia del universo.


1 comentario:

  1. "empanada de carne de cerdo con provolone"

    Va contra mis principios, consten actas que NO quiero decirlo pero semejante frase sólo puede ameritar una buena puteada: Hijo de puta ¿de dónde sacaste semejante bomba deliciosa?

    ¡Ah, exquisita!

    ResponderEliminar